12/9/2013

Nota del Partido Popular

El PE mantiene la obligación de uso de los biocarburantes en el transporte

El Parlamento Europeo rechazó ayer, miércoles, a petición del Partido Popular Español, una enmienda que pretendía acabar con un objetivo obligatorio de utilización de biocarburantes en todos los Estados Miembros de cara al año 2020.

La eurodiputada riojana solicitó un voto en contra de esa enmienda que ponía en riesgo las inversiones realizadas por los productores europeos de biocarburantes durante la tramitación en primera lectura de la reforma de las directivas sobre calidad de los combustibles y energías renovables.

Herranz consideró “lamentable” que el Grupo Socialista votara en contra de los intereses españoles traicionando los compromisos con un sector que ya ha invertido millones de euros en sacar esa producción adelante en nuestro país.

La eurodiputada se mostró, por otra parte, satisfecha por algunas mejoras que presenta el informe adoptado por el Parlamento frente a la propuesta inicial de la Comisión Europea, entre las que destaca el incremento de un 5 a un 6 por ciento del límite de biocarburantes de origen agrícola que será obligatorio en el 2020.

La limitación a ese porcentaje del uso de los biocarburantes denominados de “primera generación” pretende evitar una utilización desmesurada de tierras agrícolas para esa producción con el consiguiente impacto en el precio de los alimentos y en la emisión de gases con efecto invernadero. Además equilibra el uso de tierra para la producción de biocarburantes y alimentos proporcionando más opciones a los productores agrarios. "El cupo aprobado por el Parlamento supera afortunadamente en estos momentos la cuota real de los biocarburantes agrícolas en la actualidad dentro de la Unión Europea", añadió Herranz.

Al mismo tiempo el Parlamento ha apoyado el establecimiento de un objetivo de al menos un 2,5 por ciento para los biocarburantes de origen no agrícola, incluidos los procedentes de residuos madereros, en la línea de las propuestas realizadas por el Grupo Popular en la Eurocámara para impulsar el desarrollo de esas producciones, como alternativa a los biocarburantes clásicos.

Herranz consideró muy positivas para la industria española de los biocarburantes esas mejoras introducidas por el Parlamento, que "proporcionan seguridad a la inversiones ya realizadas por el sector dotándole de las herramientas suficientes para trabajar con estabilidad en los próximos años". Aunque se mostró “decepcionada” por la aprobación por parte de la Eurocámara de la obligación de tener en cuenta en el 2020 los cambios indirectos del uso de las tierras en el cómputo de las emisiones de gases con efecto invernadero procedentes de la producción de biocarburantes.

La eurodiputada explicó que el Parlamento Europeo en este punto va más lejos que la propuesta de la Comisión Europea, cuya finalidad era únicamente establecer informes en esa fecha sobre esos cambios indirectos.

"Afortunadamente en el voto de la Eurocámara se ha rechazado un modelo de cálculo de emisiones que afectaba de forma desproporcionada a los productores europeos de biodiesel, a la espera de que se haga otro modelo más justo que no perjudique a la producción europea", añadió.

A partir de ahora se abre la segunda lectura, en la que se irán cerrando las negociaciones entre el Parlamento, Consejo y la Comisión sobre esta reforma.


M�s informaci�n sobre energias renovables



Con la excepci�n de las disposiciones legales, est� expresamente prohibida la reproducci�n y redifusi�n sin nuestro permiso expreso de todo o parte del material contenido en esta web, incluyendo como tal la hipervinculaci�n en p�ginas de marcos.