25/7/2013

Nota de ASAJA Granada

Los productores de maíz advierten del robo de panochas en verde en la Vega

ASAJA GRANADA solicita la presencia de las autoridades para vigilar las cosechas y los puestos de venta, ya que las panochas robadas en verde no son aptas para el consumo por estar recién fumigadas y no respetar los ladrones el periodo residual.

Cada año por estas fechas son arrasadas las fincas sembradas de maíz en la Vega de Granada para arrancar las panochas en verde (faltan tres meses para la recogida) y después venderlas asadas en las ferias de los pueblos. Los robos ocasionan graves destrozos en las fincas con las consiguientes pérdidas económicas para los productores afectados. Los robos se producen en el hueco del mediodía y por la noche, estratégicamente a pie de camino para tener una fácil escapatoria y de forma organizada mediante furgonetas y camiones. Desde ASAJA GRANADA solicitamos la presencia de las autoridades para vigilar las cosechas y los puestos de venta dado, además, que las panochas robadas en verde no son aptas para el consumo por estar fumigadas contra la plaga de la araña roja, puesto que los ladrones no respetan los periodos residuales.

El problema de los robos en el campo se repite constantemente coincidiendo en la mayoría de ocasiones con periodos de recolección (aunque no solo se roban cosechas, sino material agrícola, ganado, gasoil…). Se trata de una lacra que viene a sumarse a la pérdida de renta de los agricultores por la bajada de los precios y los aumentos de costes que afecta, además, a la seguridad del mundo rural (robos con violencia e intimidación, allanamiento de moradas e incluso homicidios) sin que llegue a obtenerse ninguna solución a pesar de todos los esfuerzos realizados.

Esperamos que el ministro Ruiz Gallardón cumpla su compromiso de remitir al Ministerio de Interior las propuestas que a nivel nacional le presentó la organización agraria en el informe “Perspectiva actual de los delitos patrimoniales en el mundo rural español”, entre ellas, la de adoptar medidas cautelares personales más restrictivas que la libertad provisional (especialmente en caso de los delincuentes reincidentes o profesionales), incrementar las inspecciones y controles en puntos de ventas de la mercancía robada, control policial de vehículos, furgonetas o camiones que transiten por caminos rurales, así como a reformar el Código Penal para aumentar los castigos por este tipo de delitos.




Más información sobre herbaceos



Con la excepción de las disposiciones legales, está expresamente prohibida la reproducción y redifusión sin nuestro permiso expreso de todo o parte del material contenido en esta web, incluyendo como tal la hipervinculación en páginas de marcos.