11/7/2011

Nota del DAAM

Cataluña crea el crea el Libro genealógico de la raza bovina pallaresa

El Departamento de Agricultura de Cataluña (DAAM) ha creado el Libro Genealógico de la raza bovina pallaresa y ha aprobado la reglamentación específica estándar racial, como publicó el viernes el Diario Oficial de la Generalidad de Cataluña (DOGC) .

La vaca pallaresa, de característico pelaje blanco, es una raza bovina originariamente destinada a trabajar la tierra ya criar terneros para carne, que ha sufrido una progresiva disminución, por lo que quedan unos pocos individuos, mantenidos en pureza, y que son de interés para la conservación de la variabilidad genética de las poblaciones ganaderas. A los efectos de proteger, potenciar y mejorar la raza y con la finalidad de coordinar las acciones de mejora y mantenimiento y establecer un efectivo de ganado selecto que mantenga el patrimonio genético, es necesario crear el Libro Genealógico de la raza bovina pallaresa.

Así, la creación del Libro Genealógico tiene los objetivos de permitir el control técnico de la raza y de disponer de los datos que permitan desarrollar un programa de mejora para la conservación, la selección y evaluación genética de los animales de la raza, mediante el control de rendimientos, para destinarlos a la reproducción.

Se podrán inscribir en el Libro genealógico los animales de la raza bovina pallaresa que reúnen las condiciones que establece el estándar racial que figura en el anexo 2 de la Orden publicada hoy. El Libro genealógico lo llevarán las asociaciones de criadores de esta raza que tengan por objeto colaborar en su mantenimiento y promoción, y que hayan sido reconocidas oficialmente por el Director General de Agricultura y Ganadería para gestionar el Libro.

Las asociaciones interesadas en obtener el reconocimiento oficial para gestionar el Libro genealógico no deben tener ánimo de lucro y deben presentar a la dirección general competente en materia de ganadería, en un plazo de un mes a partir de la entrada en vigor de esta Orden, una solicitud que conllevará la autorización al departamento para que obtenga los certificados o verifique los datos necesarios para la tramitación del expediente a emitir por otras administraciones o entidades públicas. Cabe decir que por razones de interés público debidamente valoradas por la dirección general competente en materia de ganadería, la gestión del Libro genealógico de la raza bovina pallaresa se podrá atribuir a una única asociación que haya sido reconocida oficialmente.

Por otra parte, se crea la Comisión de inscripción, que estará formada por el presidente de la asociación gestora del Libro Genealógico de la raza como presidente, o persona en quien delegue; como director técnico un miembro nombrado por el director general competente en materia de ganadería, a propuesta del presidente de la Comisión, y como vocales una persona técnica responsable del programa de conservación y mejora, y dos representantes de la asociación de criadores de la raza bovina pallaresa oficialmente reconocida.

La Comisión, que actuará como órgano colegiado, tendrá las siguientes tareas:

a) Estudiar y aprobar, si procede, las solicitudes de inscripción de los animales en los registros del Libro Genealógico.
b) Resolver las reclamaciones de las personas propietarias en cuanto a la calificación de sus ejemplares.
c) Proponer las actuaciones y los programas a llevar a cabo para la conservación, la mejora y la difusión de la raza.
d) Informar sobre las sanciones que proponga la asociación gestora del Libro Genealógico a la dirección general competente en materia de ganadería, la cual decidirá sobre las sanciones.
e) Las que se relacionan con los anexos de esta Orden y las que le encomiende el titular de la Dirección General de Agricultura y Ganadería.

En el Libro Genealógico de la raza bovina pallaresa se podrán inscribir todos los animales que tengan las características morfológicas definidas en su prototipo racial y se ajusten a la disposición de esta reglamentación específica. Y el Libro Genealógico de la raza bovina pallaresa constará de cinco registros: fundacional, auxiliar, de nacimientos, definitivo, y de méritos.

La inscripción de un animal en el registro correspondiente deberá solicitar la persona propietaria asociación gestora del Libro, presentará los impresos formalizados a tal efecto y aportará datos del nacimiento. No se inscribirán en ningún registro los ejemplares que presenten taras o defectos morfológicos que desaconsejen su utilización como animales reproductores o que no tengan fidelidad racial. El personal técnico expresamente designado por la entidad gestora del Libro Genealógico se encargará de la calificación, identificación o inscripción de los animales. Para mayor garantía de la identificación e inscripción de ejemplares en los registros de este Libro genealógico, la persona inspectora de la raza podrá averiguar y realizar las diligencias que estime pertinentes, al tiempo que también podrá recurrir a la verificación del parentesco mediante las pruebas pertinentes .

Corresponde a la asociación gestora la expedición de la documentación genealógica, que deberá incluir, además de las condiciones generales establecidas para la identificación de los ovinos, todos los distintivos de identificación referidos al animal en cuestión y que deben corresponderse con los que exhiba el individuo mismo.

Además, también se establecen, con carácter oficial, las pruebas de paternidad.

Cabe decir que la publicación del Libro ha sido solicitada al Departamento por la Asociación de criadores de la Vaca Pallaresa, que se ha constituido a efectos de mantener y mejorar la raza, promover el Libro Genealógico y la divulgación de la raza , y para velar por la obtención de un producto final de calidad con los estándares de la producción ecológica.


Más información sobre vacuno



Con la excepción de las disposiciones legales, está expresamente prohibida la reproducción y redifusión sin nuestro permiso expreso de todo o parte del material contenido en esta web, incluyendo como tal la hipervinculación en páginas de marcos.