31/3/2010

Nota del COPA-COGECA

El COPA-COGECA acoge favorablemente el nuevo estudio de la UE que destaca los beneficios de los biocombustibles en términos de reducción de los gases de efecto invernadero

El Copa-Cogeca ha acogido favorablemente hoy el nuevo estudio de la UE en el que se destacan los beneficios de los biocombustibles en términos de reducción de los gases de efecto invernadero.

El informe ha sido realizado por encargo de la Comisión de la UE por el Instituto internacional de investigación sobre políticas alimentarias (IFPRI) y lleva por título “Global Trade and Environmental Impact of the EU Biofuels Mandate” (Comercio global e impacto sobre el medio ambiente del mandato de la UE relativo a los biocombustibles). En declaraciones hechas desde Bruselas, el Secretario general del Copa-Cogeca, Pekka Pesonen ha insistido en que “El estudio confirma los efectos positivos de los biocombustibles por lo relativo a la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero, cuyas ventajas viene destacando desde hace ya cierto tiempo el Copa-Cogeca. No sólo tienen un impacto positivo a nivel de las emisiones de gases de efecto invernadero, sino que también reducen nuestra dependencia del petróleo y favorecen el
empleo en las zonas rurales”.

Los biocombustibles que más se utilizan son el biodiesel derivado de las oleaginosas y el bioetanol de los cereales o de la remolacha en mezcla con la gasolina. “El estudio revela que, de aquí a 2020, una subida de la demanda de las materias primas utilizadas para producir biocombustibles en la UE, sólo causará un ligero incremento del uso de las tierras arables de
entre un 0,07% a un 0,08%. Por consiguiente, la política de la UE encaminada a promover el uso de los biocombustibles surtirá pocos efectos en el uso de las tierras a escala internacional. No obstante, sí que podría acentuarse dicho impacto si se liberaliza aún más el comercio de los biocombustibles. Por eso deben regirse las importaciones a la UE por reglas específicas”.

Pero el informe también concluye que aún quedan muchas incertidumbres debido a las lagunas que presentan los datos disponibles y a la ausencia de una evaluación empírica completa. “Por ejemplo, resulta totalmente irrealista decir que los rendimientos de la UE van a bajar hasta en una media de un 10% de 2007 a 2020, tal como indica el estudio”, ha recalcado el Sr. Pesonen.


M�s informaci�n sobre energias renovables



Con la excepci�n de las disposiciones legales, est� expresamente prohibida la reproducci�n y redifusi�n sin nuestro permiso expreso de todo o parte del material contenido en esta web, incluyendo como tal la hipervinculaci�n en p�ginas de marcos.