23/1/2008

Opinión

Los transgénicos, la cláusula de salvaguardia y el “Complejo de Adulador”

Juan José Peinado Vacas. Ingeniero Técnico Agrícola.

Pagina nueva 1

Complejo del adulador: Se dice de la actitud del funcionario que busca datos para justificar la tesis preconcebida del superior (“Siempre hay gente dispuesta a decir lo que queremos oír”) ANÓNIMO.

 

Resulta obvio decir que, durante las últimas semanas, las distintas actividades del Sr. Sarkozy han tenido una gran repercusión mediática. Tanto aquellas relacionadas con su (envidiable) condición de irresistible “latin lover”, como las relacionadas con su “también importante”, aunque menos glamourosa, condición de Presidente de la República Francesa.

 

No me resisto a hacer unos breves comentarios, a título estrictamente personal, sobre una de las últimas actuaciones del Sr. Sarkozy (en su calidad de Presidente de la República Francesa, claro) que no es otra que la de recurrir a la cláusula de salvaguardia (en base a “nuevas evidencias científicas”) contemplada en la Directiva 2001/18/CE del Parlamento Europeo y del Consejo para, de esta forma, prohibir el cultivo del maíz transgénico MON810 en Francia.

 

Parece evidente que, por razones políticas que él sabrá, la decisión de prohibir el cultivo de OMG en Francia era un objetivo de gobierno del Sr. Sarkozy desde el mismo momento de su acceso a la Presidencia francesa, ahora bien, ese objetivo hubiera sido difícil de alcanzar sin contar con un gobierno y, lo que resulta mucho más lamentable en una democracia occidental, con una administración en la que, resulta evidente, impera el “Complejo de adulador”.

 

La prohibición, que el Ministro francés de Ecología (Sr. Barloo) preparaba con entusiasmo desde el pasado verano (enmarcada en lo que vino a llamarse “Grenelle de l’environnement”), ha acabado sublimándose en lo que podríamos definir como un auténtico vodevil (francés, por supuesto). Hace unos días y horas después de que el Sr. Sarkozy anunciara que “…activaría la cláusula de salvaguardia si la Alta Autoridad (AA) sobre OMG (de Francia) encontraba (textualmente) dudas serias respecto al maíz MON810”, el Sr. Le Grand (Presidente de la AA y Senador del partido del Sr. Sarkozy), informaba que “…tenían (textualmente) dudas serias respecto a dicho maíz”.

 

En mi opinión, la decisión del Sr. Sarkozy desautoriza y socava la credibilidad de la propia  Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) (al tiempo que pone en ridículo, en concreto, a los expertos franceses en EFSA) que, de forma repetida (Alta Austria, Grecia y muy recientemente: Polonia), se ha venido manifestando en contra de la aplicación de la cláusula de salvaguardia, respecto al MON810, al no haber encontrado nuevas evidencias científicas que pudieran justificar dicha medida.

 

Es bastante probable que muchos expertos y funcionarios franceses que, de acuerdo con su experiencia y conocimientos técnicos, tuvieran una opinión favorable sobre los OMG, se hayan visto aquejados, en estas últimas fechas, de furibundos ataques de “Complejo de adulador” que habrán acabado por conducirles a “milagrosas conversiones” a la causa “anti-OMG”.

 

Es necesario, por otra parte, reconocer que estas “conversiones milagrosas” no son privativas de nuestros vecinos franceses pues también son muy comunes, por ejemplo, por estos pagos donde, en los últimos 5 años y sobre este mismo tema, hemos podido ver funcionarios (de distinto rango) que, de una posición favorable a los OMG, pasaban (curiosamente a partir de 2004) a una postura radicalmente contraria a los mismos. Pero lo más sorprendente (¡¡no se lo van a creer!!) es que en los últimos días se han detectado claros indicios de que, esos mismos funcionarios, ¡¡vuelven a manifestarse favorables a los OMG!! (si esto no es un milagro que venga Dios y lo vea).

 

Quizás la explicación a tan extraordinarios acontecimientos pueda encontrarse, según mi opinión, en el hecho de que, al menos en España, el que un funcionario tenga criterio sobre un tema técnico y el coraje necesario para mantenerlo, sea cual sea la “sensibilidad” (en términos de rentabilidad política, obviamente) que, sobre dicho tema, tenga el gobierno de turno, pueda ser (y de hecho, lo es) un handicap para su carrera administrativa. Pero claro, tengo que confesar que un servidor es de esa estirpe de funcionarios conflictivos (“afortunadamente” muy, muy escasos) que tienen la “absurda” idea de que el funcionario está en su puesto, exclusivamente, al servicio del ciudadano y que sus criterios sobre temas técnicos y legislativos no deben estar condicionados por una u otra “sensibilidad política”.   

 

Al hilo de este tema, los medios de comunicación internacionales también se han hecho eco estos días de los avatares vitales de otro personaje francés que no es otro que D. José Bové: productor ecológico y famoso ecoguerrillero pero del que, lamentablemente, no existe registro periodístico alguno sobre sus cualidades como “latin lover”.

 

El Sr. Bové, se nos informa, venía manteniendo una huelga de hambre (como medida de lucha contra el cultivo de OMG en Francia) a la que, al parecer, ha puesto fin al conocer la, anteriormente comentada, decisión del Sr. Sarkozy (no consta, lamentablemente, la opinión que tan eminente ecólogo pueda tener sobre las nucleares francesas).

 

Sobre la producción ecológica, los “ecoguerrilleros” en general y el Sr. Bové en particular me gustaría hacer unas consideraciones personales:

 

Creo que ha llegado la hora de alguien diga, alto y claro, que contrariamente a lo que suelen vender los medios de comunicación, la producción ecológica no es una filosofía practicada por espíritus puros sin otro objetivo que mantener limpio el planeta. La producción ecológica es un negocio más, absolutamente legítimo, pero un negocio, entre cuyos operadores se dan cita, al igual que en cualquier otra actividad comercial, toda la gama de caracteres que tienen cabida en la especie humana (el honrado y el sinverguenza; el listo y el tonto; etc).

  

En este sentido y con relación a la polémica OMG/ecología tengo que reconocer que coincido plenamente con la opinión de Licenciado Aurelio Tomás del Instituto de Negociaciones Agrarias Internacionales (*) cuando dice:

 

 “…el beneficio económico que pueden obtener los productores ecológicos de la actual situación (en la UE), así como la respuesta política obtenida por ellos (medidas restrictivas sobre los OMG) no pueden disociarse de la reacción social, ya que en su ausencia no se daría ninguna de las dos. Si no lograsen con sus actuaciones una reacción de rechazo por parte del consumidor, no obtendrían un beneficio (bonus) comercial para sus producciones. Por otro lado, sin la reacción de rechazo social, no habrían obtenido la respuesta de los políticos, quienes se han inclinado por la defensa de sus posturas por el “principio de precaución política” motorizado (enraizado) por su interés en permanecer en el cargo.

 

Por lo que respecta a la reacción de las autoridades españolas a la decisión del Sr. Sarkozy,  como ustedes saben, el Sr. Puxeu (Secretario General de Agricultura y Alimentación) ha criticado duramente la decisión francesa ignorando, al parecer, que la Ministra de Medio Ambiente (Sra. Narbona), había votado dos veces (2005 y 2006) en contra y que en el último Consejo de Medio Ambiente de 2007 se había abstenido, sobre una propuesta de la UE que no perseguía otra fin que desautorizar “el derecho” de los Estados miembros a prohibir el cultivo de transgénicos debidamente aprobados en la UE, haciendo una utilización política (como acaba de hacer Francia y antes lo hicieron Austria y Grecia) de la, tantas veces repetida a lo largo de este texto, cláusula de salvaguardia.

 

Tengo que confesar que esta reacción de las autoridades españolas, hecha pública a través del Sr. Puxeu, no me ha sorprendido en absoluto ya que, haciendo gala de unas portentosas cualidades proféticas, el que suscribe ya lo había anticipado en un artículo publicado en esta misma web el pasado 3 de diciembre (**).

 

Habrá que esperar al resultado de las próximas elecciones para conocer la “sensibilidad” que, hacia este tema, tengan los nuevos responsables políticos. No obstante, abusando de mi recientemente adquirida cualidad de profeta y sobre todo si, como parece, el precio de los combustibles continúa su escalada y la escasez de grano se hace crónica a nivel global, me atrevería a predecir que el nuevo gobierno que salga de las urnas (sea cual sea su color) apostará, claramente (y sin el mas mínimo rubor), por los cultivos transgénicos. Pero, en fin, ya veremos.

 

 (*) La Unión Europea y la regulación de la biotecnología aplicada a la agricultura.- Lic. Aurelio Tomás. Instituto de Negociaciones Agrícolas Internacionales (INAI). Julio de  2005    

  

(**) Sexta actualización del documento “Normativa sobre OMG”. www.AGRODIGITAL.com (3 de diciembre)

 

 

                                                                  Enero 2008


M�s informaci�n sobre biotecnologia



Con la excepci�n de las disposiciones legales, est� expresamente prohibida la reproducci�n y redifusi�n sin nuestro permiso expreso de todo o parte del material contenido en esta web, incluyendo como tal la hipervinculaci�n en p�ginas de marcos.