25/10/2007

Nota del MAGRAMA

En el Comité de Desarrollo Rural de Bruselas

Aprobado el Marco Nacional de Desarrollo Rural de España con una financiación pública de más de 16.000 millones de euros

En el documento se concretan y cuantifican las prioridades españolas en materia de desarrollo rural, para el nuevo periodo de programación comunitaria 2007 - 2013

24 de octubre de 2007. El Comité de Desarrollo Rural, reunido hoy en Bruselas, ha aprobado el Marco Nacional de Desarrollo Rural de España, un documento en el que se concretan y cuantifican las prioridades para el país en materia de desarrollo rural durante el nuevo periodo de programación comunitaria 2007 – 2013, de aplicación en todo el territorio, pudiéndose aprobar, a partir de este momento, los Programas de Desarrollo Rural de cada Comunidad Autónoma, sujetos todos ellos a este Marco Nacional.

Las medidas incluidas en el Marco Nacional, junto con las medidas regionales, implican una financiación entre el Fondo de Desarrollo Rural Europeo (FEADER) y las Administraciones Central y Autonómica del orden de 16.000 millones de euros, 2.000 millones más que en el periodo 2000-2006.

La aportación de la Administración General del Estado para el conjunto de la programación ascenderá a 3.163 millones de euros, un 40% más que en el periodo anterior.

En el Marco se establecen seis medidas horizontales de alcance nacional y de gestión obligatoria para todas las Comunidades. Estas medidas pueden clasificarse en dos grupos. Por un lado las relacionadas con la mejora de la competitividad de las explotaciones agrarias y de las industrias agroalimentarias y por otro las destinadas a los aspectos ambientales.

En el primer grupo se incluyen las relativas a las infraestructuras agrarias y gestión de recursos hídricos, actuando únicamente en la modernización de regadíos ya existentes con un enfoque dirigido exclusivamente al ahorro de agua.

También se engloban en este apartado las destinadas a incrementar los valores añadidos de las producciones agrarias y, por lo tanto, a favorecer los procesos de industrialización agraria, así como el asesoramiento de explotaciones, ante la necesidad de cualificar, proteger y mejorar el capital humano de las mismas y la incorporación de jóvenes, favoreciendo el mantenimiento de las poblaciones en sus territorios.

En el segundo grupo se encuentran las medidas relativas a la restauración hidrológico-forestal, encaminada a combatir, entre otras cuestiones, los incendios forestales, y los tratamientos singularizados de la Red Natura 2000.

El Marco recoge las líneas de diversificación y actividades en el medio rural, cuya ejecución se asigna a cada Comunidad Autónoma. Igualmente el Marco potencia la estructura LEADER como instrumento básico del desarrollo rural, contemplándose también la figura del Contrato Territorial de Explotación, como un instrumento importante para resolver de manera específica problemas singulares en los distintos territorios.

En el documento se han seguido los principios horizontales de la planificación, destacando la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres, aplicada de forma transversal en todas las líneas del Marco Nacional.


M�s informaci�n sobre desarrollo rural



Con la excepci�n de las disposiciones legales, est� expresamente prohibida la reproducci�n y redifusi�n sin nuestro permiso expreso de todo o parte del material contenido en esta web, incluyendo como tal la hipervinculaci�n en p�ginas de marcos.