28/6/2017

Destruidas unas 350 t de patata en Galicia por la polilla guatemalteca

La Consellería de Medio Rural de la Xunta de Galicia va a convocar este viernes la comisión de seguimiento de la plaga de la polilla guatemalteca que afecta a la patata con el fin de analizar la situación actual y los resultados obtenidos de la campaña de recogida, así como seguir avanzando en las medidas de erradicación.

Esta comisión estará integrada por técnicos de la consellería, representantes de la indicación geográfica protegida (IGP) Patata de Galicia, del Laboratorio Fitopatolóxico de Galicia y de la Federación Gallega de Municipios y Provincias (Fegamp). Su finalidad es valorar las actuaciones de control de este insecto llevadas a cabo en los 31 ayuntamientos afectados en Galicia, así como las acciones informativas y la evolución del Real Decreto del Ministerio de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente. La creación de este órgano es un compromiso adquirido por la consellería para mejorar y reforzar la coordinación entre los agentes que participan en este dispositivo.

En Galicia fueron declaradas más de 8.000 parcelas de 6.520 propietarios, además de 15 almacenes. En estos casi dos meses de trabajo, la consellería recogió y destruyó cerca de 300 toneladas de patata de los particulares, de los cuales algo más de 200 toneladas se corresponden a los tubérculos levantados en los municipios de la provincia de Lugo y cerca de 100 de los ayuntamientos de la provincia de A Coruña. Además, la esta cifra hay que sumarle cerca de 50 toneladas más procedente de almacenes.

Indemnizaciones
Una vez finalizado el proceso de recogida y repasados todos los ayuntamientos para asegurar que los afectados habían podido entregar sus tubérculos, el departamento que dirige Ángeles Vázquez comenzará a inspeccionar las parcelas de estos municipios para comprobar que no queda nada plantado. De detectar incumplimientos, se procedería a incoar los correspondientes expedientes sancionadores.

Además, en el mes de julio se empezará con el proceso indemnizatorio, en función del tipo y de los kilos de patata entregada, tal y como establece la ley. Así, las patatas de semilla se pagarán a 0,70 euros el kilo, la de consumo (patata vieja) a 0,30 euros y la arrancada de las zonas plagadas a 0,40 euros el metro cuadrado de superficie plantada. El plazo para solicitar las indemnizaciones finaliza el 30 de septiembre y la orden de ayudas está dotada con 250.000 euros que se incrementaría en caso de que fuera necesario para que todos los afectados queden cubiertos.


M�s informaci�n sobre patata



Con la excepci�n de las disposiciones legales, est� expresamente prohibida la reproducci�n y redifusi�n sin nuestro permiso expreso de todo o parte del material contenido en esta web, incluyendo como tal la hipervinculaci�n en p�ginas de marcos.