25/4/2017

Cataluña inicia la última fase del regadío Algerri-Balaguer

El Departamento de Agricultura de Cataluña (DARP) ha iniciado las obras del proyecto de regadío del Algerri-Balaguer de las superficies situadas fuera de la zona ZEPA en el término municipal de Balaguer, una zona regable que es la continuación de las redes de riego del municipio de Castelló de Farfanya y que corresponde a la última fase prevista de este regadío.

El DARP, a través de Infraestructuras de la Generalitat de Cataluña, ha adjudicado a Acsa, Obras e Infraestructuras, SA & Sorigué, SAU (UTE), la ejecución de las obras iniciadas ahora del proyecto actualizado número 2 del regadío Algerri-Balaguer , sector C, en Balaguer, por un importe de 4.699.487,26 €. Con estas obras se incorpora el riego de 792,09 hectáreas correspondientes a 177 propietarios de dicho municipio, y el plazo de ejecución es de 14 meses.

Los trabajos iniciados ahora han empezado marcando la ubicación de los hidrantes que hay en las parcelas de riego para hacer conocedores los titulares y posteriormente se comenzará las obras de excavación y montaje de tuberías. Así, las obras son básicamente de instalación de tuberías y de hidrantes de riego que dan y miden el agua servida a las parcelas, por lo que el agricultores pueden hacer una gestión eficiente del agua y aplicar las cantidades que necesitan las plantas en los momento en que los hay. Asimismo, el hecho de ser una irrigación de alta eficiencia y automatizado permite a los regantes gestionar el regadío de una forma muy eficiente, mejorando así la rentabilidad de las empresas agrarias.

El regadío es un elemento esencial para el desarrollo rural de las comarcas de Lleida, y con esta obra correspondiente al último de los tres sectores en que está dividido el proyecto global, y que completará la zona regable del Algerri-Balaguer, se permitirá extender los beneficios de la implantación del regadío en Balaguer, beneficios que ya están experimentando los municipios incluidos en los dos sectores ya transformados: Algerri y Albesa (sector a, con un total de 3.452 hectáreas regables), y Castelló de Farfanya, Menàrguens y Torrelameu ( sector B, con 3.100 hectáreas regables), en los que el regadío se ha implantado en los últimos años.

El DARP reafirma una de sus apuestas prioritarias como es el regadío, que no es solamente una herramienta para garantizar la producción agrícola, sino que permite los territorios de secano disponer de las herramientas necesarias para el desarrollo económico y social, favoreciendo la implantación de otras actividades productivas y generando puestos de trabajo en ámbitos que sufren fuertes problemas de despoblación, contribuyendo así al reequilibrio territorial.


M�s informaci�n sobre agua



Con la excepci�n de las disposiciones legales, est� expresamente prohibida la reproducci�n y redifusi�n sin nuestro permiso expreso de todo o parte del material contenido en esta web, incluyendo como tal la hipervinculaci�n en p�ginas de marcos.