8/3/2017

El Gobierno cántabro se compromete con los ganaderos

ASAJA Cantabria, la única Organización Profesional Agraria de la región representada en la mesa de negociación con el presidente del Gobierno de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, el consejero de Medio Rural, Jesús Oria, y los representantes de catorce asociaciones ganaderas cree que la manifestación celebrada el pasado viernes 3 de marzo y, como consecuencia, la reunión de hoy, han servido para que el Ejecutivo por fin se comprometa con los ganaderos. El portavoz de este movimiento y responsable de ASAJA, Pedro Gómez, ha manifestado que se han convocado muchas reuniones en la consejería de Medio Rural sin que hayan tenido resultados concretos; pero que, sin embargo, en la mesa de ayer se han adquirido compromisos muy serios como son los ejes centrales del manifiesto consensuado por esta OPA y las catorce asociaciones.

Durante el encuentro, se ha trabajado punto por punto en las peticiones y se ha realizado un análisis sobre cómo se encuentra el sector en términos generales. La sanidad animal ha concentrado parte de la reunión, donde se ha alertado a Revilla del desastre económico que supone la existencia de 207 explotaciones inmovilizadas por tuberculosis y 149 por brucelosis (que no significa que tengan la enfermedad, sino que se estudia). En las ganaderías donde haya que sacrificar animales, se ha recibido el compromiso del presidente de Cantabria de pagar las indemnizaciones en un plazo máximo de 3 meses desde que se firma el acta de sacrificio obligatorio y solicitar a la ministra de Agricultura la flexibilización del Plan de Erradicación y la actualización de los baremos de indemnización que dependen del Gobierno central. También como compromiso fundamental Revilla ha fechado una reunión con la directora general de Ganadería, el próximo día 14, para que ésta se reúna con las OPAS y se terminen de concretar las cifras del borrador de la orden a la reposición, que ASAJA ha solicitado innumerables veces sin éxito, a pesar de que es una ayuda de máxima urgencia para que los ganaderos afectados por sacrificios de vacas puedan reponer su cabaña ganadera en un plazo también no superior a 3 meses.

Por otro lado, se ha solicitado que en Cantabria se haga un estudio profundo de la situación y saber cómo se producen los contagios y apostar por unas pruebas para la detección de tuberculosis y brucelosis que den garantías a los ganaderos. Gómez ha matizado que ningún profesional de las vacas quiere tener animales enfermos en su explotación, pero tampoco quiere que le sacrifiquen reses sanas que después no se pagan al valor de mercado. En este contexto, el presidente de ASAJA ha reprochado que se haya tenido que llegar hasta esta situación cuando realmente se han trasladado todas estas peticiones al consejero Jesús Oria y se han registrado en Medio Rural. El estado de la consejería de Medio Rural es caótico y hay muchos asuntos pendientes que necesitan una solución inmediata. No obstante, “quizá hoy sea un día en el que se empiece a avanzar algo” ha dicho el portavoz de los ganaderos.

Al margen de la sanidad animal, también se ha adquirido el compromiso de que los ganaderos reciban ya mismo la deuda histórica de la Prima Nacional Complementaria por Vaca Nodriza que asciende al montante de un millón de euros para este año y que en los presupuestos de 2018 se pagará el restante hasta completar los más de 2 millones de euros, deuda relativa a los años 2009 y 2010. En cuanto a la petición de restablecer el Plan de Recría de Novillas, se ha aprobado para que conste en los Presupuestos Generales de Cantabria de 2018. Una buena noticia para el sector de leche y de carne porque favorece la mejora genética de los animales y por lo tanto de la cabaña ganadera de esta región.

El sector lácteo ha estado muy presente en la reunión y ASAJA ha aprovechado para pedir que se convoque la Mesa Láctea en un momento crucial para las ganaderías por la llegada de la primavera y por la firma de los nuevos contratos con las industrias. Así, se quiere velar para que no se bajen los precios al litro de leche, mediante la aplicación de clausulas. Además, de ese trabajo con la industria láctea se ha recordado que es importante hacer campañas de consumo de leche de Cantabria para promocionar a los pequeños productores, que son quienes sostienen las poblaciones en los pueblos de la región. Pedro Gómez ha querido posicionarse de forma rotunda al declarar que no está a favor de la macrogranja lechera de Soria porque destruirá a muchos productores y porque él no cree en ese modelo intensivo, sino en el del ganadero de arraigo y de trabajo en las tierras.

Con todo, las expectativas parecen esperanzadoras y el balance de la reunión se califica de positivo aunque ha habido momentos de mucha tensión por haber llegado al extremo de tener que manifestarse en Santander. No obstante, las vías de comunicación y negociación están completamente abiertas y todos los ganaderos allí representados trabajarán intensamente para que los compromisos adquiridos sean además una realidad. Fuente: ASAJA Cantabria




M�s informaci�n sobre vacuno



Con la excepci�n de las disposiciones legales, est� expresamente prohibida la reproducci�n y redifusi�n sin nuestro permiso expreso de todo o parte del material contenido en esta web, incluyendo como tal la hipervinculaci�n en p�ginas de marcos.