12/12/2016

Una explotación ganadera de Prats de Lluçanès, la primera en Cataluña con matadero propio

La explotación Can Soler de n'Hug, de Prats de Lluçanès, ha sido pionera en la creación de un matadero situado en la explotación misma para la matanza del ganado propio. Este equipamiento es el primero de estas características de toda Cataluña y consiste en un módulo que se ha construido con una caja isotérmica de camión para desguazar. La consellera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación, Meritxell Serret, ha visitado hoy esta iniciativa pionera que "aporta valor añadido a los productores, ya que los facilitado la transformación y comercialización de sus productos", ha afirmado la consejera.

Los mataderos de proximidad son una iniciativa prevista en el Plan de recuperación del sector ovino y caprino de Cataluña, en la que Administración y sector han estado trabajando a través de la constitución de un grupo de trabajo que se creó expresamente para analizar la viabilidad de proyectos como éste, que, según ha destacado Meritxell Serret, "ayudan, con innovación, crear nuevos modelos de negocio en el sector agroalimentario".

El reto de diseñar un matadero de pequeña capacidad dentro de la explotación para el sacrificio exclusivo del ganado propio responde a la dificultad que tienen hoy muchos pequeños productores de ganado para mover los animales y para poder hacer la venta directa o en circuito corto .

"Facilitar la actividad del sector ganadero es también asentó la gente en el territorio donde vive, es dinamizar su actividad económica, es dar trabajo y es contribuir a la continuidad de una producción que, además, en la inmensa mayoría de casos, es considerada por el consumidor una producción de elevada calidad y de confianza ", subrayó la consejera.

La visita de hoy se ha enmarcado dentro de la jornada dedicada a "Mataderos de baja capacidad en las explotaciones", que ha reunido a más de un centenar de personas en Prats de Lluçanès.


Mataderos de proximidad

Una de las prioridades identificadas en el Plan de recuperación del sector ovino y caprino de Cataluña fue la necesidad de analizar la viabilidad de los mataderos de baja capacidad ubicados en explotaciones que permitieran sacrificar los corderos de la explotación misma y comercializarlos directamente o en circuito corto. Así, la Dirección General de Agricultura y Ganadería encargó al Consorcio Ripollès Desarrollo el asesoramiento sobre la viabilidad de esta propuesta en Cataluña, y, paralelamente, en el año 2014, se creó el Grupo de Trabajo de Mataderos de Baja Capacidad para abordar el reto y buscar posibles líneas de actuación en esta dirección.

En este sentido, el grupo de trabajo ha encontrado una oportunidad en el reciclaje de las cajas isotérmicas de los camiones, ya que van a desguace por normativa transcurridos unos 20 años. El aprovechamiento de estas cajas permite disminuir significativamente el coste.

El grupo de trabajo también se ha centrado en la interpretación del marco normativo comunitario para garantizar la viabilidad de estos mataderos, y se ha trabajado conjuntamente con el Departamento de Salud para hacer una interpretación práctica de los requisitos de las instalaciones para que no supongan un sobrecoste del proyecto.

El interés general de estos mataderos en esta zona ha motivado que el Consorcio del Lluçanès participe en la elaboración del proyecto y de la memoria conjuntamente con el Grupo de Trabajo, principalmente el personal técnico de la Dirección General de Agricultura y Ganadería. Fuente: Gencat


M�s informaci�n sobre ovino / caprino



Con la excepci�n de las disposiciones legales, est� expresamente prohibida la reproducci�n y redifusi�n sin nuestro permiso expreso de todo o parte del material contenido en esta web, incluyendo como tal la hipervinculaci�n en p�ginas de marcos.