23/02/01

Nota del INIA

Investigadores del instituto nacional de investigación y tecnología agraria y alimentaria del ministerio de ciencia y tecnología desarrollan un método para la mejora genética del alcornoque

El proyecto ha sido desarrollado mediante un trabajo conjunto entre los investigadores del INIA y de las Universidades Politécnicas de Valencia y Madrid, Organismos cuyos Rectores y Director General han firmado un acuerdo específico para la copropiedad de la patente de invención “Métodos para la obtención de haploides de alcornoque” en el que se establecen los acuerdos necesarios tanto para la solicitud, gestión y mantenimiento de la misma, como para la regulación de los beneficios que pudieran derivarse de su explotación comercial.

 El objetivo desarrollado en el proyecto ha sido el de aplicar la biotecnología vegetal a la mejora genética del alcornoque (Quecus suber L.) al objeto de obtener plantas haploides y líneas puras de la citada especie.

 El alcornoque es un árbol de hoja persistente de la familia de las Fagáceas. Su tamaño  medio oscila entre 5 y 20 metros y se asemeja en gran medida a la encina de la que, sin embargo, se distingue fácilmente por una corteza muy gruesa, esponjosa y ligera, que constituye el corcho. Florece entre abril y mayo y su fruto, una bellota parecida a la de la encina aunque de sabor menos dulce, madura entre los meses de septiembre y febrero.

 Se adapta perfectamente a suelos desprovistos de cal y climas suavizados por la influencia del mar, algo húmedos y sin fuertes heladas, desde el nivel del mar hasta poco más de mil metros. El principal aprovechamiento de esta especie es su corteza suberificada, el corcho, cuya aplicación en la industria de tapones, artes de pesca, colmenas, aislantes sonoros y térmicos, industria del calzado, etc. resulta de especial interés. La casca del alcornoque es muy rica en taninos y goza de mucho aprecio para curtir el cuero.

 El alcornoque es una especie vegetal en la que sus largos ciclos reproductivos hacen inviable la obtención de líneas puras por métodos convencionales como los retrocruzamientos. Por este motivo, resultaba necesario disponer de una alternativa válida para la obtención de embriones haploides, que los investigadores diseñaron a partir de métodos biotecnológicos, circunstancia que ha supuesto una novedad, ya que hasta la fecha jamás se había obtenido material haploide de alcornoque por estos métodos.

 El método desarrollado permite obtener un gran número de embriones haploides de alcornoque a partir de microsporas o granos de polen, para la obtención de líneas puras aplicables a la mejora genética del alcornoque y tiene la ventaja de obtener los embriones haploides en una sola generación de manera inmediata.

 Los requerimientos de este método son mínimos en cuanto a material de partida y espacio de cultivo. La técnica permite ser aplicada de manera industrial para lo que únicamente se precisa un laboratorio con cámaras de flujo laminar, autoclaves, estufas de esterilización e instrumental de manipulación así como un invernadero con suficiente capacidad para la aclimatación y acondicionamiento de las plantas producidas.

 

 

 


Con la excepción de las disposiciones legales, está expresamente prohibida la reproducción y redifusión sin nuestro permiso expreso de todo o parte del material contenido en esta web, incluyendo como tal la hipervinculación en páginas de marcos.